Conozca al Grupo Sancor Seguros . Trabaje con nosotros . RSE

06 · ene · 2013

Planificación del embarazo

Cuando decidimos viajar, el viaje comienza ya con los preparativos. Si la planificación fue adecuada, puede ahorrarnos muchos inconvenientes. Del mismo modo, si planificamos un embarazo, hay cosas que podemos hacer antes para que todo se dé en las mejores condiciones.

Planificación del embarazo

Cuando decidimos viajar, el viaje comienza ya con los preparativos. Si la planificación fue adecuada, puede ahorrarnos muchos inconvenientes. Del mismo modo, si planificamos un embarazo, hay cosas que podemos hacer antes para que todo se dé en las mejores condiciones.

 Aunque lo habitual es que la consulta al obstetra se haga una vez iniciado el embarazo, es decir, cuando el test haya dado positivo, lo ideal es realizar una consulta preconcepcional. Despejar dudas y miedos debe ser parte de la misma y del control prenatal. Durante la consulta, el obstetra confeccionará una historia clínica recabando todos los datos que pudieran determinar posibles riesgos en el futuro embarazo.

Se tocarán temas como el peso de la mujer, la edad, enfermedades previas o si toma algún medicamento. Seguramente se pedirán algunos estudios para analizar su estado de salud general y defensas ante algunas infecciones. Se realizará una evaluación física general y ginecológica completa.

También se indagará al futuro padre, averiguando algún antecedente de enfermedad personal o familiar que pudiera influir en la futura gestación.

Aparte de esto, las parejas con antecedentes de algún familiar con defecto congénito conocido podrán tener la información necesaria para que puedan tomar decisiones y optimizar la probabilidad de tener un hijo sano. De la misma manera, se informa sobre los métodos disponibles para su prevención, diagnóstico y tratamiento, y se evalúa el potencial impacto de estos trastornos sobre los miembros de la familia.

Consejos preventivos útiles para las parejas:

1- Analizar una consulta médica para seleccionar el obstetra y establecer posibles factores de riesgo.
2- Tomar ácido fólico diariamente en el período periconcepcional, siguiendo las recomendaciones de su médico obstetra.
3- Controlar enfermedades prexistentes (diabetes, hipertensión, lupus, etc.).
4- Adoptar una dieta balanceada, nutritiva.
5- Conocer el estado inmunitario de la futura mamá frente a la rubeola.
6- Evitar exposición a tóxicos.
7- Lograr el peso adecuado.
8- No comer alimentos mal cocidos ni manipular excretas de gatos (riesgo de contagio de toxoplasmosis).
9- Conocer la historia familiar.
10- Adoptar estilos de vida sanos (evitar drogas, alcohol, tabaco, automedicación).
11- Visitar al dentista y efectuar todos los arreglos y controles que sean necesarios.

También forma parte de la consulta preconcepcional, la promoción de la planificación familiar. El acceso a los métodos anticonceptivos resulta esencial para lograr el bienestar y la autonomía de las mujeres, es decir, la capacidad para decidir cuándo es el mejor momento para planificar el embarazo.

« VOLVER AL LISTADO

Superintendencia de Servicios de Salud. Órgano de control | 0800 222 SALUD (72583) | www.sssalud.gov.ar | N° de Inscripción RNEMP: 1679

Suscripción al Newsletter

Completá el formulario con tus datos para recibir información de Prevención Salud.

code